Revuelto de Morcilla y Piquillos

El revuelto de morcilla y piquillos es una deliciosa combinación de sabores. La morcilla aporta su intensidad y la suavidad de los pimientos piquillos le da un toque especial. Una receta fácil de preparar y perfecta para disfrutar en cualquier momento del día. ¡No te pierdas esta deliciosa propuesta culinaria!

Ingredientes

Preparación

  1. En una sartén grande, añadir un poco de aceite de oliva y calentarlo a fuego medio.
  2. Picar la cebolla y los dientes de ajo finamente y agregarlos a la sartén
  3. Añadir los pimientos del piquillo cortados en tiras a la sartén y cocinar durante unos minutos.
  4. Retirar la piel de la morcilla y desmenuzarla en trozos pequeños
  5. Romper los huevos en un bol aparte y batirlos ligeramente
  6. Cocinar revolviendo constantemente hasta que los huevos estén cuajados pero aún jugosos.
  7. Sazonar con sal y pimienta negra molida al gusto.
  8. Servir caliente y disfrutar de este delicioso revuelto de morcilla y pimientos del piquillo.
Revuelto de Morcilla y Piquillos

Pimiento del piquillo vs. Pimiento morrón: ¿Cuál es la diferencia?

Los pimientos del piquillo y los pimientos morrones son dos variedades de pimientos muy populares en la cocina española. Aunque ambos son deliciosos y versátiles, hay algunas diferencias clave entre ellos.

El pimiento del piquillo es originario de la región de Navarra, en el norte de España. Se caracteriza por su forma triangular y su color rojo intenso. A diferencia de otros pimientos, los pimientos del piquillo son ligeramente picantes y tienen un sabor dulce y ahumado. Son muy populares en platos como el bacalao al pil pil y se suelen asar y pelar antes de ser utilizados en la cocina.

Receta:  Empanada de Pollo y Champiñones con Nata

Por otro lado, el pimiento morrón es más común en otras regiones de España, como Murcia o Andalucía. Es más grande y redondeado que el pimiento del piquillo, y su color puede variar desde el rojo hasta el amarillo o el verde. Los pimientos morrones son menos picantes y tienen un sabor más suave y dulce. Se utilizan ampliamente en platos como la paella o en conservas para ensaladas.

Deja un comentario