Pollo con Salsa de Tomate y Vino Blanco

Descubre una deliciosa receta de pollo con salsa de tomate y vino blanco. Una combinación perfecta de sabores que hará que tu plato sea irresistible. ¡No te pierdas esta receta fácil y rápida de preparar!

Ingredientes

Preparación

  1. En una sartén grande, calienta el aceite de oliva a fuego medio-alto.
  2. Agrega los trozos de pollo y cocínalos hasta que estén dorados por ambos lados
  3. En la misma sartén, agrega la cebolla picada y los ajos picados finamente
  4. Agrega los tomates picados y cocínalos hasta que se ablanden y se forme una salsa.
  5. Añade el vino blanco y deja que hierva durante unos minutos para que se evapore el alcohol.
  6. Agrega el caldo de pollo y sazona con sal y pimienta al gusto.
  7. Coloca los trozos de pollo nuevamente en la sartén y cubre con la salsa.
  8. Reduce el fuego a medio-bajo, tapa la sartén y deja cocinar durante aproximadamente 20-25 minutos, o hasta que el pollo esté completamente cocido.
  9. Retira del fuego y espolvorea perejil fresco picado por encima.
  10. Sirve caliente y disfruta.
Pollo con Salsa de Tomate y Vino Blanco

Maridajes perfectos: descubre qué vino elegir para acompañar tu pollo a la parrilla

El pollo a la parrilla es un plato delicioso y versátil que se puede disfrutar en cualquier ocasión. Pero, ¿sabes qué vino elegir para acompañarlo y realzar su sabor? Aquí te presentamos algunas opciones de maridaje que harán de tu comida una experiencia inolvidable.

Receta:  Recetas de Pies de Cerdo Ya Cocidos

Si has optado por un pollo a la parrilla sazonado con hierbas y especias, un vino blanco seco y ligero será la elección perfecta. Un Sauvignon Blanc o un Chardonnay sin madera son opciones ideales, ya que su acidez refrescante complementará los sabores herbales del pollo.

Por otro lado, si prefieres un pollo a la parrilla más jugoso y con un ligero toque ahumado, un vino tinto ligero como un Pinot Noir o un Tempranillo joven será una excelente elección. Estos vinos suaves y frutales equilibrarán los sabores ahumados y realzarán la jugosidad de la carne.

Si buscas una combinación más audaz, puedes optar por un pollo a la parrilla marinado en salsa barbacoa. En este caso, un vino tinto con cuerpo y taninos suaves como un Malbec o un Syrah serán la pareja perfecta. Su estructura y sabor intenso complementarán la potencia de la salsa barbacoa.

Recuerda que el maridaje perfecto es aquel que te gusta y te hace disfrutar al máximo de tu comida. ¡Experimenta con diferentes vinos y descubre tu combinación favorita!

Descubre la combinación perfecta: maridaje de vinos para acompañar el pollo

El pollo es una de las carnes más versátiles y populares en la cocina. Su sabor suave y textura tierna hacen que sea fácil de combinar con diferentes ingredientes y sabores. Pero, ¿qué vino elegir para acompañar el pollo y resaltar su sabor?

Para encontrar la combinación perfecta, es importante tener en cuenta el tipo de preparación del pollo y los condimentos utilizados. Si el pollo está asado o a la parrilla con hierbas y especias suaves, como romero o tomillo, un vino blanco seco como un Chardonnay o un Sauvignon Blanc sería una excelente elección. Estos vinos tienen acidez y frescura que complementarán el sabor del pollo sin opacarlo.

Receta:  Pollo con Almendras y Champiñones

Si el pollo está marinado en sabores más intensos, como salsa de soja o curry, es recomendable optar por un vino tinto ligero a medio, como un Merlot o un Pinot Noir. Estos vinos tienen notas frutales y taninos suaves que armonizarán con los sabores audaces del pollo marinado.

En el caso de un pollo frito, el cual tiene un sabor más intenso y crujiente, se puede maridar con un vino espumoso o un Rosé. Estos vinos tienen una acidez refrescante que contrarrestará la grasa del pollo frito y realzará su sabor.

Deja un comentario